La gestión de los servicios de vigilancia y el control de la calidad de los mismos, son tareas desempeñadas por profesionales con experiencia, acreditados por su labor y conocimientos de las peculiaridades y necesidades del sector en la isla.
  • Vigilancia y Protección de personas y bienes. Establecimientos, espectáculos, certámenes o convenciones, viviendas, urbanizaciones, polígonos industriales e Instituciones Públicas.
  • Evitar la comisión de los posibles actos delictivos o acciones en relación con el objeto de su protección.
  • Efectuar controles de identidad en los accesos o en el interior de inmuebles determinados.
  • Rondas internas y externas, programadas en tiempo y en frecuencia, apoyadas por diversos sistemas de control que garantizan la efectividad de las mismas.

Diversidad funcional

Vigilancia permanente

En su hogar y empresa, aumentando la seguridad de su familia, empleados y clientes.

Vigilancia ocasional

Protección de eventos y situaciones especiales.